saltar al contenido Saltar a la barra lateral izquierda Saltar a pie de página

MEDIO AMBIENTE

DENUNCIAN LA INACCIÓN DE LA XUNTA ANTE LA CONTAMINACIÓN DE LOS BANCOS MARISQUEROS DE LA RÍA DE CEDEIRA

Los ayuntamientos de Cedeira y de Valdoviño denuncian la inacción y la desatención de la Xunta de Galicia a lo que consideran una auténtica “emergencia biológica”: los altos niveles de contaminación detectados en las aguas de la ría de Cedeira y de la playa de Vilarrube. Transcurriron ya más de 50 días sin respuesta desde que los dos gobiernos locales solicitaron una reunión urgente con la delegada territorial de la Xunta, Martina Aneiros, con la intención de abordar el problema y derivarlo a los organismos implicados -Pesca, Sanidad, Medio Ambiente, Portos…- por lo que urgen una respuesta inmediata que permita estudiar la situación.

“Esto no va de política ni de elecciones”, recordó el alcalde de Cedeira, Pablo Diego Moreda Gil, “va de personas que merecen atención, porque este no es solo un desastre medioambiental sino también económico, que golpea directamente a las familias que viven del marisqueo en estos bancos. Criticó el regidor local que las autoridades responsables de la materia estén la otras cosas y exigió “seriedad, trabajo y empatía, porque lo que estamos pidiendo es una reunión para buscar una solución”.

Hace falta recordar que fue a mediados de noviembre cuando los alcaldes de Cedeira y Valdoviño, Pablo Diego Moreda Gil y Alberto González Fernández, junto con otros concejales de sus gobiernos locales, mantuvieron una reunión con las mariscadoras de la Cofradía de Cedeira en lo que pusieron de manifiesto el alto nivel de contaminación. El parámetro máximo para la presencia de E.coli es de 4.600/100 mgs y se está detectando una tasa de cerca de 18.000, un nivel elevadísimo y que provoca la cualificación de las aguas como de tipo C.

Moreda Gil recuerda que se trata de una zona en la que tradicionalmente se registran excelentes resultados en las analíticas y en la que desde hace pocos años se registran picos de contaminación cuyo foco o focos urge encontrar. Ya en el pasado 2023 los bancos de almeja y berberecho de las ensenadas de Pantín y de Esteiro, así como los de la playa de Vilarrube, estuvieron calificadas durante varios meses como zonas C.

LA LIMPIEZA DE LA PLAYA DE LA MADALENA FINALIZÓ CON SEIS CONTENEDORES LLENOS DE BASURA, FUNDAMENTALMENTE PLÁSTICO

Alrededor de 40 personas participaron este domingo en la limpieza de la playa de la Madalena organizada por la asociación de Amigos de los Ríos de Cedeira (ARCE) y el Museo Mares con el apoyo del Ayuntamiento. Segundo clareó Camilo Casal, presidente de la primera de estas entidades, durante las tareas no aparecieron pellets pero sí mucho material, fundamentalmente plásticos, con los que llenaron seis contenedores de recogida de basura. Desde el Ayuntamiento, el alcalde Pablo Diego Moreda Gil agradeció la iniciativa de los organizadores y la participación de todos los voluntarios, entre los que también estuvo el equipo del gobierno local.

La asociación ARCE inició con esta limpieza de la playa de la Magdalena una actividad que pretende repetir en adelante tres veces cada año, en primavera, otoño y diciembre. Dada la situación actual, Camilo Casal quiso apuntar que no es conveniente que la gente vaya por su cuenta a las playas a limpiar pellets, que realmente pueden llegar con cualquiera marea, sino que es esta una tarea para hacer de manera profesional o con una formación mínima para no dañar los arenales en el empeño de retirarlos.

LA CAMPAÑA DE EXCAVACIÓN EN EL SARRIDAL DESCUBRE LOS RESTOS DE UNA FORJA DE LA ÉPOCA GALAICO ROMANA

El equipo de Axa Arqueología viene de finalizar una nueva campaña de excavación en el Castro Sarridal, con financiación de la Dirección General de Patrimonio, que dejó interesantes hallazgos. En concreto el descubrimiento de varios elementos de una forja castreña de la época galaico romana: parte de los muros, la forja, una base de piedra que haría las veces de macho y las pías en las que estaría el agua para enfriar las piezas. Emilio Ramil, el director de los trabajos arqueológicos, confirmó que en muchos yacimientos gallegos aparecieron restos que confirmaron este tipo de actividad industrial, pero que esta es la primera ocasión en que se pueden presentar estas estructuras.

La zona de la forja está situada entre la muralla perimetral del castro y el acantilado, fuera del recinto residencial. En la excavación aparecieron restos de opus signinum, un pavimento romano, así como piezas de teja que indican la existencia de una cubierta a dos aguas en este área de trabajo. Este pavimento está sobre otra capa de empedrado propiamente castreño en la que aparecen vestigios de hoyas que ya eran empleadas para recoger el agua, así como escorias que confirman que también antes esta parte del asentamiento era utilizaba para forjar herramientas de hierro antes de la llegada de los romanos. Entre los hallazgos están también piedras anfibolitas que son altamente refractarias y que se emplearían para exponer a el fuego.

Esta nueva campaña de excavaciones confirmó una vez más la importancia del yacimiento del Castro Sarridal. Desde el año 2017, en el que comenzaron los trabajos, se sucedieron las campañas financiadas por el Ayuntamiento de Cedeira y la Dirección General de Patrimonio. Se confirmó a través de los sucesivos hallazgos que este fue un lugar habitado desde el siglo III o IV la.C. hasta el IV o V d.C. En él apareció la quinta piedra formosa descubrimiento en Galicia –lo que sería un balneario castreño-, una moneda romana y las dichos elementos de una herrería prehidráulia, entre otros elementos.